Blog

Carta abierta a la Ministra de Educación

 

A la atención de la Excma. Sra. Ministra de Educación:

Soy Teresa Escudero Ozores, con DNI————-, mayor de edad, residente en Velilla de San Antonio (Madrid) y madre de un niño de cinco años. 

Me pongo en contacto con su excelencia con motivo de las recomendaciones de su Ministerio para el curso escolar 2021-2022.

Lo primero,  querría agradecer que pongan en valor la presencialidad de la educación, que se ha demostrado fundamental, especialmente en colectivos vulnerables.

Sin embargo, me decepciona profundamente que se vuelva a los ratios “prepandemia”, que ya sabemos son sobredimensionados y no sólo pueden aumentar el riesgo de transmisión del virus, que afortunadamente es bajo en menores de 12 años. 

El problema de dichos ratios es que afectan directamente tanto a la calidad de la educación como  a la satisfacción tanto de los profesionales de la educación, como de los padres y madres, como de los alumnos y alumnas.

No consigo comprender cómo se defiende el aumento de esos ratios cuando la epidemia, según ustedes, no está lo suficientemente controlada con la vacunación y las medidas farmacológicas. Según ustedes, necesitamos otras medidas de control, como la mascarilla.

En cuanto a las mascarillas. Ya el ponerla de 6 a 12 años es una medida que la OMS considera excepcional, y no sólo por la baja eficacia que pueda tener en menores (lo cierto es que NO TENEMOS ninguna evidencia científica ni positiva ni negativa del efecto de la mascarilla como medida para disminuir la transmisión del virus en menores, puede revisar todos los metaanálisis de la Cochrane sobre mascarillas, en TODOS admiten que NO HAY EVIDENCIA de que sirvan para nada en menores de edad, puesto que no hay estudios en menores de 18 años). La OMS considera que tampoco hay estudios que prueben la falta de efectos secundarios en menores. Es decir, hay una falta de estudios tanto de efectividad como de seguridad en menores de 18 años. 


Es decir, se ha usado a nuestras criaturas como conejillos de indias en un experimento poblacional, “a ver qué pasaba”, sin tener evidencia de si la mascarilla era o no útil, y aún peor, sin tener estudios que demostraran su seguridad en menores.

Teniendo en cuenta que en el estudio realizado en soldados por el Ministerio de Defensa se ha constatado que la mascarilla produce una disminución de sus capacidades cognitivas y motoras

 (asumo que lo conoce, pero por si acaso puede leer un resumen aquí:

 https://www.elconfidencialdigital.com/articulo/defensa/mascarilla-perjudica-capacidades-operativas-combate-militares/20210413173243231461.html), 

y teniendo en cuenta de que estamos hablando de hombres y mujeres adultos, soldados curtidos en territorios hostiles. 

Si la mascarilla produce en ellos “disminución de las capacidades cognitivas y motoras”, me temo que en menores con el cerebro en formación, dicha disminución podría ser incluso mayor… Es decir, algo poco deseable para estar ocho horas atento a las clases que se imparten en el colegio o el instituto.

 

Por tanto, desearía una explicación de por qué su Ministerio elimina una medida que puede tener sentido, como la disminución de las ratios (si hay menos niños y niñas en una clase, el riesgo de contagio es claramente menor, y se hace más fácil el rastrear los contactos, por ejemplo), y en cambio mantiene una medida que está lejos de haber demostrado su eficacia.

 Por si no conoce los datos de contagios en España con respecto a los países en los que la mascarilla no es obligatoria en menores, o en los que directamente está prohibida, como en Suecia, le derivo a mi blog, donde tengo un artículo sobre ello:( https://pediatriaconapego.com/mascarillas-y-menores-es-peor-el-remedio-que-la-enfermedad/). 

Le hago un spoiler del artículo porque asumo que no tiene usted tiempo de leerse humildes blogs de humildes médicos: No hemos tenido menos contagios de los que han comunicado aquellos países que no han llevado mascarillas obligatorias. Tampoco menos que Suecia, en donde las mascarillas están prohibidas. Es decir, la mascarilla no parece tener un efecto protector. De hecho ni en menores ni en adultos, pero ésa es otra historia, que ya le conté a su compañera la Ministra de Sanidad.

Pero no es sólo que sea inútil a la hora de proteger del virus, es que está probado en adultos que puede ser perjudicial, y que dicho perjuicio se percibe en sus “capacidades cognitivas”.

Voy a repetirlo, las medidas que propone su Ministerio son, básicamente:

– Aumentar las ratios, algo que claramente va en detrimento de la educación y puede aumentar el riesgo de transmisión del virus.

– Mantener las mascarillas, algo que no ha demostrado su utilidad para disminuir la transmisión del virus y que sí ha demostrado que afecta las capacidades cognitivas, al menos de los militares adultos.

 

Igual tiene usted algún estudio que yo desconozco, le ruego que me lo haga llegar para ver si consigo entender éste sinsentido que ha propuesto su Ministerio a las Comunidades Autónomas.

Deseando que se encuentre bien, y que, siendo Ministra de Educación, al menos tenga la educación de contestarme, quedo pendiente de su respuesta.

María Teresa Escudero Ozores.

DNI:————–

Médica especialista en Medicina Familiar y Comunitaria.


PD para las lectoras y lectores de éste blog. La queja al Ministerio ha tenido que ser más corta que la carta que os transcribo, ya que el Ministerio de Educación sólo permite consultas de 1000 caracteres. Os doy mi carta para que la uséis, cambiéis, intercambiéis, escribáis la vuestra propia, y sobre todo para que “rule” la información. Porque es VERGONZOSO lo que pretenden hacer con nuestros hijos e hijas, y considero nuestro deber como madres y padres defenderles de ésta sinrazón “pandémica”. ¡¡Un abrazo!!


PD 2: ¿A alguien le pasa como a mí? Todos los países de nuestro entorno en los que la vacunación va avanzando, están retirando mascarillas. Al aire libre, en vacunados… Reino Unido incluso en los centros de Educación Secundaria (Recordemos que en Reino Unido las mascarillas NUNCA han sido obligatorias en Educación Primaria, ya que han seguido las recomendaciones de la OMS)….

¿Por qué en nuestro país se siguen manteniendo las mascarillas incluso en exteriores, cuando el propio Ministerio de Sanidad admite que el contagio es improbable?

¿Por qué se mantienen en los centros educativos, especialmente en Educación Primaria, cuando por las cifras parece claro que no están sirviendo para nada?

Una ya piensa mal, pero después del famoso “masckgate” alemán (para el que no sepa de lo que hablo, aquí tiene un avance: https://www.lavanguardia.com/internacional/20210307/6265393/diputado-aleman-abandona-politica-corruptela-mascarillas.html)… ¿¿A alguien se le ha ocurrido investigar si nuestros políticos tienen algún interés en el tema mascarillas?? Ahí lo dejo….

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio esta protegido por reCAPTCHA y laPolítica de privacidady losTérminos del servicio de Googlese aplican.

Artículos relacionados

25-N

Como socia de PETRA, maternidades feministas, os copio nuestro manifiesto, que podría haber escrito palabra por palabra…   PETRA Maternidades Feministas 25N 2022 MANIFIESTO CONTRA

Leer más »

Ideas de regalo

¡¡Se acercan las Navidades!! ¿Ya? ¿Tan pronto? Pues ya están las tiendas de juguetes (o de no juguetes) sacando sus catálogos para Navidad… En general,

Leer más »